loader
19 de Septiembre 2017

Estudio Smoke: Comunicación Responsable

Ser un smoker, para nosotros, es entender la dinámica en la que confluyen los distintos procesos sociales y navegarlos reconociendo el valor de la comunicación real, comprometida. No nos olvidemos que el humo fue uno de los primeros medios de comunicación entre los humanos.

Afrontar las complejas problemáticas estructurales y los nuevos retos de la sociedad desde nuestro campo y como actores sociales implica un proceso que permanentemente nos obliga a deconstruir, replantear y resignificar nuestras prácticas. No tenemos las respuestas, ni las soluciones para todo, pero sabemos cómo construir desde la problemática, y desde la colaboración.

Cuando vemos que la Autoridad de Estándares de Publicidad de Gran Bretaña prohibirá los anuncios con “estereotipos de género” estamos hablando de un paso más en el compromiso con un proyecto de sociedad que si bien se da por cuestiones coyunturales, avanza sobre las desigualdades y deficiencias que generan las actuales prácticas publicitarias.

Además de una cuestión profesional o ética nuestro compromiso es con la vida. Desde este enfoque no solo trabajamos con diversas ONGs, asociaciones y empresas del medio responsables, sino también trabajamos con pequeños emprendimientos e iniciativas que promueven otra cadena de valor, así como experiencias productivas alternativas que a partir de armonizar los ciclos de producción y reproducción social están construyendo nuevas bases económicas.

Nos apoyamos sobre las bases de la cultura colaborativa. Permanentemente en “beta”. Creemos en esto porque en un mundo en el que se desperdicia el 40% de los alimentos del planeta o los coches particulares se encuentran parados el 95% de su tiempo, por citar algunos ejemplos, nos parece una respuesta esperanzadora utilizar el enorme potencial del diseño y las redes para resolver estas problemáticas comunes.

Somos parte de los jóvenes que representamos una nueva fuerza de trabajo con nuevos lenguajes, nuevas aspiraciones y nuevos comportamientos redefinidos desde las comunidades y la inevitable tecnología. Trabajamos retroalimentándonos con las nuevas alternativas para intercambiar y compartir servicios, como el coworking, el crowssourcing o los desarrollos compartidos de open sources.